Línea Política. - Por Agustín Contreras Stein: ¿Adiós, plurinominales

El Presidente de la República, electo, Andrés Manuel López Obrador, tiene la oportunidad, en este momento político de cambiar muchas cosas, más cuando se sabe que siempre ha estado en contra de la mayor parte de lo que el actual sistema político, cobija,

Pues hablando de cambios, como tanto se ha difundido, tanto en las campañas políticas, como en lo que permanentemente se declara públicamente, ahí esta la reforma política que espera, de verdad, muchas modificaciones a lo que seguramente, ya no se encuentra tan actualizado y que desde el punto de vista económico, daría excelentes resultados para el país.

Nos referimos, sin duda, a la tan traída reestructuración en el poder legislativo, sea nacional o estatal, donde se encuentran diputados plurinominales que significan un enorme gasto a la nación, recursos que pueden ser empleados en otros beneficios para la población, pues si bien, todo parece indicar que López Obrador, pretende llevar a cabo un gobierno muy estricto en el gasto público, no dudará, pues, en comenzar por esta área, aunque se trate del Congreso Federal.

Y es que los diputados como Senadores plurinominales, han sido, más que nada, una concesión política para que todos los partidos políticos y grupos populares se encuentren representados en el poder legislativo, lo que ahora podría tener cierta razón, por entender que existen minorías que con la barrida electoral que dio la organización política denominada Morena, quedarán, prácticamente, sin ser representadas, pero eso, de alguna manera, también tiene solución, porque hay que entender, también, que los legisladores electos, se convierten, al llegar a los congresos, en representantes de todos los mexicanos en general y en los estados, a todos los que son o viven en la entidad que los eligió.

Así bien, es el momento político, de acuerdo a lo que se expone en opiniones que ya se van generalizando, para llevar a cabo esta reforma donde se elimine a doscientos diputados plurinominales en el congreso federal y los correspondientes en los congresos locales, que aquí, en Veracruz, serían veinte de ellos que quedarían fuera por no haber sido elegidos directamente.

La desaparición de los legisladores plurinominales, ya se había propuesto en varias ocasiones, porque ya no tienen razón de ser, ya que los que son elegidos en cada distrito, son los responsables de representar al todo, es decir, a todos los ciudadanos que en determinado momento los eligieron para estar en el congreso, ya sea local o federal, para hacer el trabajo que corresponde y que se refiere a legislar en los asuntos que el país o el Estado, requiere.

Habrá, sin embargo, quien no este de acuerdo en esta posibilidad, porque les quitarían a los políticos de los diversos partidos y corrientes políticas, entrar, de alguna manera, a formar parte de los congresos, pero sabiendo que no fueron elegidos directamente por el pueblo, sino por las matemáticas que también intervienen en los procesos electorales y que dan como consecuencia que muchos de estos personajes que son avalados por sus respectivos partidos políticos, vayan a a integrar las legislaturas locales o federales, generando para el Estado, un gasto más que considerando las condiciones políticas en que se han desenvuelto el país recientemente, resultan ser una carga bastante pesada.

Si López Obrador, va por la aplicación de la austeridad, luego de plantear la desaparición de las pensiones para los Ex presidentes de la República, de bajar los sueldos de los principales funcionarios de su gobierno, incluyéndose él mismo como Presidente de la República, es pues, el punto de los legisladores plurinominales para poder ahorrar una mayor cantidad económica que sirva para otros beneficios que la población espera.

Esta puede ser, quizá, la última oportunidad de los Congresos, para tener diputados y Senadores plurinominales, pues seguramente que el nuevo titular del Poder Ejecutivo Nacional, en cuanto entre en funciones, procederá a formular la reforma política correspondiente, para borrarlos, propiamente, del mapa político federal y en lo estatal, como una consecuencia, de lo que a nivel nacional se determine, más cuando la mayoría ahora estará del lado del Presidente, a partir del primero de diciembre próximo.

Por las conveniencias políticas, esta casta de políticos que se incrustan, todavía en el erario nacional y estatal, estuvieron protegidos por el actual sistema político que gobierna, pero todo indica que los cambios se harán conforme lo dicte el nuevo mandatario nacional, a partir del primero de diciembre de este mismo año.

-------------------

ES CIERTO QUE LAS mujeres, han estado, desde hace muchos años en nuestro país, atentas a todo lo que sucede públicamente y la historia política de la nación da cuenta de las participaciones que ha tenido el sector femenino en los asuntos, incluso, delicados, por los que ha pasado el país.

Y esto viene a colación, porque recientemente, las mujeres fueron, en las elecciones pasadas, importantes protagonistas de la vida pública de México, al participar activamente, conformando, también, el mayor porcentaje en el listado electoral, con un padrón ciudadano que rebasa el cincuenta por ciento.

Y aunque las mujeres, como ya hemos comentado, siempre estuvieron y están pendientes de los hechos públicos de la entidad y del país en general, no podían votar y ser votadas en los procesos electorales, hasta el tres de julio de mil novecientos cincuenta y cinco en que acudieron a las urnas, como consecuencia de las reformas constitucionales del Ex presidente de la República, Adolfo Ruiz Cortines, que le otorgaron a todas ellas poder votar y ser partícipes directas en los asuntos públicos de la nación.
Por eso, justo es que en este tiempo, se retome la importancia de su participación política, porque de otra manera, no estuvieran jugando un papel político en la historia político electoral de México.

Las mujeres han alcanzado un nivel muy elevado en los asuntos públicos de México, gracias, en cierta forma, a los movimientos feministas que se dieron en años anteriores a los que se les otorga el derecho a votar como ciudadanas de este país, de tal manera, que ahora, forman parte de la administración federal y en los Congresos federal y estatal, ocupan y ocuparan con mayor porcentaje, la responsabilidad de ser legisladoras de todos los mexicanos.

De este tamaño, en pocos años, la mujer se ha empoderado, de tal suerte que ya no va detrás del hombre, sino al lado del hombre, en las actividades públicas de este país.

-------------------

DE AQUÍ EN ADELANTE, el trabajo para el PRI, como para el PAN, en materia política, tendrá que ser intenso, mucho más que cuando se encuentran en campaña o son tiempos, propiamente, de un proceso electoral.

Ambos partidos sufrieron una importante derrota que ahora debe servirles para reflexionar sobre todo lo bueno y lo malo que se haya hecho en el panorama político estatal y nacional.

Para los dos, no es nada del otro mundo, pensar que la corrupción ha sido su más importante enemiga, pues en el seno de ambos partidos, se han generado personajes que los han puesto al borde de la propia desaparición, como esta sucediendo por ahora.

Si en la contienda electoral pasada, los dos partidos, se negaron a formar parte de una alianza, que en determinado se anunció, bajita la mano, pero que no se concretó por razones diversas que todos conocen, pues ahora es tiempo de verse uno frente al otro y hacerse, propiamente, la misma pregunta ¿Dónde fallamos?.

Se falló en muchas cosas, pero los dos partidos políticos tienen que entender que antes de los cambios o reestructuración, se debe acudir a los valores políticos, entre ellos, hablar con la verdad y actuar de manera congruente.

----------------------

Y MAÑANA, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

NUESTRO CORREO: ac_stein58@live.com.mx

Categorías: