La Cripta: Ladronzuelos zopilotean presupuesto público de Minatitlán; chocan contra el alcalde Reyes Alvarez

Los intentos por meterle zarpazos al presupuesto municipal de Minatitlán se suman a la pretensión de descarrilar la administración que encabeza Nicolás Reyes Alvarez con el afán mezquino de boicotear el proyecto de un gobierno que tiene entre sus principales valores la honestidad y transparencia.

En el juego perverso de controlar el presupuesto público, la obra pública, y el Poder que se gesta desde la Presidencia Municipal, en ese juego han chocado con la pared que construyó Nicolás Reyes desde hace más de treinta años.

Necedades, medias verdades, audios editados, comentarios sesgados, mercenarios en cargos públicos, faranduleros de la actuación y depredadores mediáticos se mezclan en el mismo caldo que enferma a la opinión pública de la región..

Ejercer la Presidencia Municipal para el alcalde Nicolás Reyes Alvarez durante diez meses ha sido el crisol donde sus virtudes y capacidades, ineficiencias y limitaciones se volvieron a fraguar.

Necio, honesto y de convicciones, Nicolás Reyes capotea acusaciones mediáticas sesgadas que ponen en entredicho su principal divisa.

“Primero me sacarán con los pies por delante que ceder a los chantajes. No voy a claudicar ni fallarle a la gente que votó por mi buscando una nueva forma de gobernar, con honestidad, transparencia y beneficiando a quienes más lo necesitan”, son sus expresiones.

Sobre el presupuesto de Minatitlán zopilotean quienes en administraciones anteriores gestaron deudas, contratos, plazas, acuerdos, permisos que ahora están en revisión y ante quienes la Presidencia Municipal no ha cedido.

Es el juego de la mezquindad, de mañosos, delincuentes, estafadores y vedettes de poca monta que medraron del erario y ahora chocan con las convicciones de una nueva administración que va construyendo su manera de responderle a la población.

Nicolás Reyes empeñó las monedas de honestidad y transparencia durante la campaña. Afirma que no las perderá al ejercer la Presidencia, y menos frente a ladronzuelos callejoneros.

Categorías: